Celulitis juvenil

INTRODUCCIÓN

La celulitis juvenil es un proceso poco frecuente caracterizado por una inflamación piogranulomatosa estéril de la dermis y puede extenderse al tejido subcutáneo. Su patogénesis no está clara, se sospecha de una disfunción del sistema inmune. El carácter hereditario ha sido probado por la predisposición racial (Golden Retriever) y presentaciones familiares. También se ha sugerido que se trata de una linfadenopatía primaria con lesiones dermatológicas. (Martens 2016)

 

Como su nombre indica, se trata de una entidad propia de los primeros meses de vida. Si bien se considera autolimitante, la profundidad de las lesiones, infecciones secundarias y que sea un proceso doloroso, hacen indispensable un tratamiento agresivo en casi todos los casos.

Inflamación piogranulomatosa de la dermis que puede extenderse a tejido subcutáneo. Se sospecha que se produce una disfunción del sistema inmune y se ha visto predisposición racial (Golden Retriever) y familiar.

DESCRIPCIÓN DEL CASO

Cachorro de 2 meses, CC 2/5. Temperatura rectal 40,2ºC (38,5-39ºC). Linfadenomegalia periférica generalizada, resaltando los linfonodos submandibulares por su tamaño y dureza.

Tumefacción, eritema, pápulas, pústulas y costras de material seropurulento en belfos, mentón, puente nasal, periocular y pabellones auriculares.

Patrón pápulo-costroso y nodular. Los diagnósticos diferenciales que se plantean son celulitis juvenil, pioderma, piodemodicosis, leishmaniosis y micosis profundas.

En la citología por PAF de un nódulo, se observa un infiltrado inflamatorio neutrofílico y macrofágico, con predominio de neutrófilos no degenerados y macrófagos en menor cantidad con fenómenos de neutrofagocitosis y vacuolas grasas intercelulares y fibroblastos reactivos y mastocitos. Estos hallazgos son típicos de una inflamación piogranulomatosa estéril de panículo adiposo (Albanese 2010) (Noli 2010).

 

 

 

En la citología por aposición se visualizan neutrófilos, macrófagos y ocasionalmente bacterias cocoides intra y extracelulares

 

Ni en el tricograma, ni en el raspado se hallan elementos parasitarios o fúngicos.

A tenor de los resultados de las pruebas clínicas se llega al diagnóstico presuntivo de celulitis juvenil.

TRATAMIENTO Y EVOLUCIÓN

Se trata con prednisona (Prednisona® 10), VO; 2 mg/kg/24 h, dos semanas,1,5 mg/kg/24 h, una semana y 0,7 mg/kg/24 h, una semana. Cefalexina (Tsefalem® 500), 22 mg/kg/12 h, VO,  dos semanas. Limpieza de los exudados.

Se desparasita, se cambia la dieta a una de alta gama y se aísla para evitar que los hermanos lo lesionen.

La evolución es favorable y a las cuatro semanas recibe el alta médica.

 

Tratamiento médico: prednisona (Prednisona® 10), VO; 2 mg/kg/24 h, dos semanas,1,5 mg/kg/24 h, una semana y 0,7 mg/kg/24 h, una semana. Cefalexina (Tsefalem® 500), 22 mg/kg/12 h, VO,  dos semanas.

Tratamiento de soporte: desparasitación, dieta de alta gama, aíslamiento de la camada para evitar lesiones

DISCUSIÓN Y CONCLUSIONES

La celulitis juvenil estéril es el principal diagnóstico diferencial en cachorros, con aparición aguda del cuadro clínico  y la distribución de lesiones citada anteriormente.

En el protocolo diagnóstico debería incluirse un cultivo bacteriano y estudio histopatológico de las lesiones primarias, para confirmar su origen estéril (Toops 2008). En nuestro caso se decide no realizar biopsia e iniciar el tratamiento, en base a la alta sospecha clínica de celulitis juvenil, los resultados de las pruebas inmediatas y el estado de urgencia que presentaba el paciente.

El resultado citológico de inflamación piogranulomatosa con implicación del panículo adiposo, al observarse fibroblastos y vacuolas lipídicas, es indicativo de una paniculitis asociada. La manifestación clínica nodular tan exacerbada agrava la sintomatología general del paciente y aunque en nuestro caso la evolución ha sido satisfactoria, suelen requerir tratamientos más prolongados.

Se incluyen leishmaniosis y micosis profundas entre los diagnósticos diferenciales. Por citología no se evidencian promastigotis de Leishmania ni esporas o hifas fúngicas y a pesar de ser una prueba poco sensible, teniendo en cuenta que la sospecha de estas patologías es baja, no se proponen pruebas adicionales para su descarte.

Aunque esta patología tiene un origen estéril, son frecuentes las infecciones secundarias, como en este caso. por lo que  a pesar de que no se observen bacterias, se debe prescribir antibioterapia, puesto que provocamos inmunosupresión con el tratamiento. También se debe descartar una demodicosis generalizada, ya que puede presentar la misma sintomatología general (Milller y otros, 2013) .

Conclusiones.

La celulitis juvenil es una patología poco frecuente y el caso que se describe es especialmente excepcional por la severidad y la presentación nodular. El resultado de las pruebas básicas (citología, raspado y tricograma) son fundamentales para una correcta aproximación diagnóstica y poder instaurar un tratamiento agresivo de forma inmediata. Sin embargo, sólo mediante el estudio histopatológico y cultivo bacteriano y fúngico de las lesiones nodulares se podría confirmar el origen estéril del proceso.

BIBLIOGRAFÍA

  • – Martens, S. Juvenile cellulitis in a 7-week-old golden retriever dog. Can Vet J. 2016; 57 (2), pp. 202-203
  • -Albanese, F. Citología inflamatoria cutánea. Capítulo 3. Atlas de citología dermatológica del perro y el gato. 1º Edición, Milán, AGF Italia 2010; pp. 87-90
  • – Noli, C. y Ghibaudo G. Enfermedades inmunomediadas. Capítulo 10. Dermatología clínica y microscópica del perro y del gato. 1ª Edición, Zaragoza, Grupo Asís Biomedia, S.L., 2010; p.156
  • – Miller, W., Griffin, C. y Campbell, K. Dermatosis diversas. Capítulo 11. Dermatología en pequeños animales. 3ª Edición, Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Inter-Médica 2014; pp. 777-778
  • – Toops, E., Kennis, R. y Macintire D. Juvenile cellulitis. Standars of care emergency and critical care medicine. August 2008; Vol. 10 (7), pp. 6-9

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *